Un nuevo acuerdo con la Caixa

Jose Antonio y Verónica, vecinos de Atarfe consiguen una reestucturación de su vivienda con el apoyo de Stop Desahucios Granada 15M. Jose Antonio informático de profesión y Verónica en excedencia por guarda legal , y siendo familia numerosa con 3 niños menores a su cargo, llegaron al grupo el pasado mes de agosto, con la

Caja Rural de Granada impone condiciones, no ofrece soluciones. Todas las propuestas que presenta a las familias llevan consigo un incremento de la deuda del cuál saca un beneficio económico a través de sus intereses y sus ampliaciones. La Caja Rural incumple el código de Buenas Prácticas, y peor aún lo interpreta a su manera. Queremos

Stop desahucios en las puerta de Caja Rural

Stop Desahucios Granada 15M se ha concentrado, este jueves, en las puertas de la entidad Caja Rural de Gran Vía, para denunciar las malas prácticas que esta entidad refleja con las familias trabajadoras que no pueden seguir pagando la cuota de la hipoteca. Toda solución que propone endeuda más a las familias trabajadoras. Esta entidad bancaria,

David Mariscal y Eva Reyes, de Granada, firmaron con BMN-Caja Granada una carencia de 5 años, con una ampliación del plazo hipotecario, en un acuerdo que les permitirá permanecer en su vivienda, donde residen con sus hijos, con una cuota de 29 euros al mes. Mariscal de 40 años, soldador de profesión y Eva de

La ciudadanía organizada sigue conquistando victorias, y en esta ocasión le ha tocado a Leonor Martín y Miguel Ángel Jiménez, vecinos de Albolote, donde residen con sus hijos de 13, cuatro y dos años de edad. Esta familia, gracias a su implicación en Stop Desahucios Granada 15M, ha conseguido la reestructuración de su hipoteca con

Acción stop desahucios Granada 15-M

Stop Desahucios Granada 15M ha conseguido acuerdos para cinco familias con problemas hipotecarios, por los cuales las mismas pasan a tener una situación mucho más desahogada frente a las pretensiones de las entidades bancarias de evitar dar soluciones y arrebatarles sus viviendas aprovechándose de sus problemas económicos. De ellos, cuatro son reestructuraciones hipotecarias, acordando un

Rosa Tovar, vecina de Granada, ya respira aliviada. Después de conseguir una dación en pago, ahora ha logrado reestructurar su hipoteca con Banco Mare Nostrum (Caja Granada), pasando a pagar una cuota mensual de 130 euros durante como mínimo los próximos cinco años, garantizando así la permanencia en la casa en la que vive con

“Hay que seguir hasta que el cuerpo aguante”. Es la moraleja que cuenta Ana Rodríguez de su historia de lucha con Caixabank, que ha culminado en la firma de un acuerdo de reestructuración hipotecaria por el que las cuotas serán mucho más asequibles durante los próximos cinco años. Rodríguez, auxiliar de enfermería en paro de

Marife Ortiz, vecina de Granada de 58 años, ha conseguido renegociar su hipoteca con el BBVA, lo que le permitirá poder afrontarla durante los próximos cinco años con relativa tranquilidad, a diferencia de lo ocurrido hasta ahora. Antes dueña de una tienda de productos agrícolas, ahora está en paro y cobra una pensión de invalidez

Una vez más, una familia granadina organizada en el grupo Stop Desahucios Granada 15M consigue cambiar su vida gracias al trabajo colectivo. En este caso, se trata de Marisol Muñoz, trabajadora del comercio a media jornada de 50 años, y Eduardo Sánchez, albañil en paro y receptor de la ayuda familiar, de la misma edad.