Dos jubilados tras haberse implicado en Stop Desahucios Granada 15M, ya no tienen sobre sus hombros la deuda de 55.000 euros que soportaban. El matrimonio avaló la compra del piso de su hijo en 2008. Poco después, éste dejó su negocio y quedó en el paro. “Pagué unas cuantas cuotas, pero al final le quitaron